Curtis Stream adelgazar EEUU

viral

Lo cortaron y se fajó para ponerse «buenote» al bajar 56 kilos

Foto: Men's Health
14 de mayo de 2019

Dicen que la motivación y el tener objetivos fijos definen el carácter y permite que llegues a alcanzar tus metas. Así le pasó a Chris Stream en EEUU

Una ruptura duele mucho. El corazón te queda hecho polvo y uno tiene que reconstruirlo poco a poco y ponerle algo de protección, aunque hay algunos que dicen que no es bueno ponerle coraza. Porque cuando uno ama, necesita quitarle la armadura. Pero es algo complicado.

Pues bien. Un hombre llamado Curtis Stream en EEUU fue uno de los tantos que pasó por ese trago amargo. Pero en su caso, habían varios elementos que estaban girando alrededor de este hecho que digamos, fue la gota que derramó el vaso.

Con 28 años, Curtis pasaba por una situación difícil. Un trabajo complicado, sobrepeso, y una relación que al final no le estaba dejando nada bueno. Pesaba 126 kilos y cuando se veía en el espejo, no estaba de acuerdo con lo que veía.

Mientras estuvo con esa chama, él se descuidó mucho. Se volvió adicto a la comida chatarra, a las fritangas y dejó el ejercicio. Y en la Guía del Varón dan a entender que ese fue el punto para que su novia lo dejara.

¿Y no vale lo que se lleva por dentro? Se supone que eso es lo primordial porque el físico pasa.

Ellos se iban a casar. Estaban ya a punto y todo. Pasó eso y a él no le tocó otra que regresarse a casa de sus papás. Un caso difícil y más cuando hablas de que es en EEUU, donde a los 17 te están botando.

Pero en vez de morirse comiendo, Chris dijo: No mi pana, esta no me la calo más. Así que tomó otra vez las riendas de su vida y empezó a cambiar. Adiós a todas esas fritangas y se puso a hacer ejercicio en la hora del almuerzo y al gimnasio en las noches.

Y bajó 32 kilos en solo cuatro meses. ¡Buena campeón! Y así cambió los horarios del gym para más temprano.

Siguió haciéndolo y llegó a su peso: 70 kilos. Es decir, bajó un total de 52 kilogramos. Ojo, hay momentos en que se deprime y quiere lanzarlo todo, pero se automotivó con una carta para decir, palabras más palabras menos, que para allá no regresara.

Si te gustó, compártela: