Argentina venció a Brasil, con gol de Messi

jugando

Argentina venció a Brasil, con gol de Messi

Foto: CORTESÍA
15 de noviembre de 2019

El seleccionado argentino se quedó con el clásico sudamericano tras doblegar por 1-0 a la Verdeamarela con un tanto de penal del crack de Barcelona

Por años, sobre todo en el período desde la final del 2014 ante Alemania hasta la eliminación ante Francia de la Copa del Mundo 2018, la imagen se repitió casi periódicamente: Lionel Messi rodeado por medio equipo rival y ningún compañero para apoyarlo. Por años, la Selección argentina jugó a lo que pudiera hacer el 10. Esos tiempos, con Lionel Scaloni en el banco y la estrella en otra etapa de su carrera, parecen haber terminado.

El DT rosarino asumió hace ya 15 meses, pero apenas pudo disfrutar a la Pulga en un amistoso ante Venezuela en marzo, en la Copa América y este viernes contra Brasil. Como ninguno de sus antecesores, desde que José Pekerman lo convocó por primera vez, debió planear lo que tanto aterraba: un equipo sin Leo. Y con él de regreso, luego de la suspensión por las verdades dichas durante la competencia sudamericana, se vio que la solución al post Messi está en camino.

¿Siguen buscando al capitán en cada avance? Sí, porque su talento lo lleva a ser un imán para la pelota y para saber dónde pararse en determinada situación. Pero ese imán ya no tiene el magnetismo exclusivo. Sus compañeros ya no cambian el rumbo del ataque para que la pelota vaya hacia él. Si está lejos, esperan a que se acerque. Sino, se aplica el plan B. Porque ahora sí hay plan B. Por afuera con Ocampos o Lo Celso, más directo hacia Lautaro Martínez y la segunda jugada, con un lanzamiento de Paredes.

Argentina, como en el Mineirao hace pocos meses, fue práctico. No corrió riesgos más que los autogenerados por la mala salida desde el fondo, que derivó en el penal que falló Gabriel Jesús. Y esta vez no hubo VAR, ni árbitro que inclinara la cancha, ni magia del Scratch. Y la Albiceleste vestida de azul, con su presión, casi de costa a costa, con Martínez como primer defensor en el inicio de las jugadas de la Verdeamarela.

Argentina tiene Messi para rato. Porque tiene 32 años y su última oportunidad mundialista en Qatar. Pero este equipo, renovado en buena parte después del último fracaso en Rusia, ya sabe cómo no depender de quien fuera durante mucho tiempo su única vía hacia la victoria.

Directv Sport

Si te gustó, compártela: