Que no se repita la historia de Karla Ríos

cuéntalo

Que no se repita la historia de Karla Ríos

3 de agosto de 2020

Esta es la historia de Karla Ríos, quien fue víctima de feminicidio en su hogar, el pasado 31 de julio

Karla Ríos, 39 años, es una de las víctimas más recientes por feminicidio en Venezuela. Fue asesinada en su propia residencia el pasado 31 de julio; recibió dos disparos por arma de fuego, uno en el pecho y otro en la cabeza. El presunto victimario es Edward Chacón, su expareja, quien se dio a la fuga después de dispararle, y hasta la fecha sigue prófugo de la justicia.

Inicialmente se había dicho que sus hijos habían sido testigos del asesinato; pero esto fue descartado, ya que un conocido indicó que su hija mayor, de 18 años, se encuentra viviendo en Nueva York, y su otro hijo de 15 años, se encontraba en casa de un vecino al momento del crimen.

Desde el mes de abril de este año, Karla Ríos había presentado una denuncia en el Cicpc de la Avenida Urdaneta, contra Edward Chacón, quien la había amenazado con matarla con arma de fuego. Sin embargo, la denuncia, como muchas otras similares, fue desatendida por la fuerza policial.

A pesar de llevar meses separados, no pasó nada. Él siguió persiguiéndola y acosándola, y a falta de una respuesta contundente por parte de las autoridades, la historia terminó en el asesinato de Karla.

 

Te puede interesar: Dos eminentes especialistas murieron por Covid19 en el Zulia

 

Una vil manipulación

En las redes sociales está circulando el video en el que Edward Chacón amenaza con quitarse la vida y le suplica a Karla que vuelva con él.

 

El video ha generado reacciones de toda índole, la mayoría en apoyo a Karla; pero también ha habido reacciones defendiendo a su presunto asesino, justificando esta violencia con base en discursos machistas.

Sin embargo, expertos señalan que el video es una manipulación, y que este tipo de comportamientos es frecuente en perfiles psicópatas. Según refiere la cuenta de instagram de @piscovivir, en el video “se nota que no hay lágrimas, modula la voz y jamás tiene el dedo en el gatillo. Jamás tuvo intención de matarse. La estaba manipulando.”

Así mismo, denuncian que este tipo de mensajes en los que una persona amenaza con quitarse la vida si otro no cumple con lo que pide, son una señal de alarma y deben ser denunciados de inmediato, ante los familiares y las autoridades. Insisten en que en ningún caso debe complacerse a la persona que manipula; “no responda a esa petición. No cometa ese error”, indican.

 

Karla no es la única

Karla Ríos se volvió un ejemplo de cómo pueden terminar las muchas historias de violencia de género que se viven hoy en día.

En Venezuela resulta difícil reportar cifras, ya que “aún en el año 2020, en Venezuela todavía no encontramos registros oficiales de la máxima expresión de la violencia contra las mujeres: sus feminicidios”, indica el último informe del Centro por la Justicia y la Paz (Cepaz), correspondiente al segundo trimestre del año. Por lo que sus datos se basan en una investigación “documental”, a partir de hechos reportados en la prensa.

De acuerdo con este último informe, se reporta un promedio de un feminicidio cada 50 horas, los cuales ocurren en su mayoría en la vivienda de la víctima, donde se supone debería estar más segura.

El informe también señala que el 41.7 % de los casos analizados, las mujeres murieron baleadas. El 16.7% de las víctimas fueron estranguladas hasta morir. El 20.8% acuchilladas. Otros, 20,8% golpeadas.

Así mismo, la mayor incidencia de los casos refleja una edad de los agresores comprendida entre 32 a 47 años de edad.

Pero más allá de los números, la advertencia más importante es que “el feminicidio a manos de la pareja o expareja suele ser el resultado de un largo proceso de abuso de poder, que puede estar basado en relaciones fuera del marco de la igualdad que dañan la integridad física, psicológica, sexual y económica de la mujer víctima”.

Si te gustó, compártela: