Gaby Arellano Ayuda Humanitaria

el país

Siguen las renuncias a Voluntad Popular: ahora es Gaby Arellano

Foto: @Provea
15 de junio de 2020

Con la salida de Gaby Arellano son tres quienes abandonan Voluntad Popular: Antes lo hicieron Rosmit Mantilla y Ana Karina García

La diputada de la Asamblea Nacional exiliada en Colombia, Gaby Arellano, emitió un comunicado este domingo para anunciar su dimisión del partido Voluntad Popular, alegando que la orientación que está tomando la tolda naranja respecto a la política nacional se está divorciando de sus valores y principios.

De acuerdo a la misiva enviada vía Twitter, Arellano espera que rectifiquen en Voluntad Popular sobre el rumbo que están llevando y detalló que su decisión, «después de mucho pensar», vino tras la reflexión de una amiga quien le aconsejó que «primero está la patria, los principios y después el partido».

A pesar de haber anunciado su renuncia a Voluntad Popular, la parlamentaria se mantiene como diputada de la Asamblea Nacional y dijo a quienes la eligieron que, debido al mandato recibido de buscar un cambio en el país, no se prestará a un proceso electoral «ni en «acuerdos trasnochados», por lo que su trabajo estará del lado de los desplazados, documentando sus vicisitudes.

*Lee también: Arreaza: hay diálogo con sectores de la oposición

A su juicio, lo que existe en Venezuela es una «guerra desigual de carteles y mafias, donde con droga, plata y plomo se esclaviza a los individuos, por lo que llama a los aliados del país a no subestimar al mandatario Nicolás Maduro y aplicar medidas rápidas como congelar dineros, captura de testaferros, así como cristalizar una «verdadera unidad».

Las palabras de Arellano ocurren luego de que Nicolás Maduro dijera que el TSJ actuó como «resultado de los diálogos políticos» con los principales partidos opositores, reunidos en el llamado G4 -donde está Voluntad Popular-, y un grupo minoritario de la oposición.

«Me reuní personalmente este año dos veces con los líderes principales, los jefes del G4», dijo el gobernante, añadiendo que «hasta con el bobolongo tuvimos contacto», refiriéndose al jefe parlamentario Juan Guaidó, aunque sin nombrarlo explícitamente.

Con la salida de Gaby Arellano son tres los representantes del partido Voluntad Popular que dejan la tolda naranja. Ya lo había hecho Rosmit Mantilla y Ana Karina García.

R

Si te gustó, compártela: