Un busto de Tutankamón enciende una pelea centenaria por antigüedades

el mundo

Un busto de Tutankamón enciende una pelea centenaria por antigüedades

Foto: EFE
5 de julio de 2019

Tutankamón levanta pasiones después de 3.000 años de muerto y tras ser descubierto en 1922. Recuerda que es la única tumba completa hallada hasta ahora

La locura por todo lo concerniente al Antiguo Egipto y al faraón más famoso de la historia, Tutankamón, aún persiste. Desde que fuera descubierto por Howard Carter en 1922, lo relacionado con él causa fascinación.

Aunque también largas disputas. Sobre todo por el Egipto actual y los que tienen las reliquias, ya sea de Tut o de otros faraones. El 4 de julio se prendió otra discusión porque la casa de subastas Christie’s puso a la venta un busto de cuarcita roja de más de 3.000 años de antigüedad del niño rey.

No solo eso. La casa londinense lo vendió en $6 millones. Una fuerte suma de dinero que El Cairo quizás quería. Pero protestó enérgicamente por la transacción.

*Lee también: Kaley Cuoco ya tiene nueva serie en Warner y se llama «The Flight Attendant»

Los egipcios alegan que esa pieza fue robada en la década de 1970 y había pedido con anterioridad que evitaran vender esa pieza de Tutankamón, de acuerdo a la BBC.

El arqueólogo egipcio y exministro de Antigüedades Zahi Hawass considera que la obra salió junto a otros objetos antiguos «de la misma naturaleza fueron robados del templo de Karnak», en Luxor.

«Christie’s no puede decirnos cuándo fue robado» y «los propietarios proporcionaron informaciones falsas», aseguró en declaraciones a la AFP, después de que el Ejecutivo de El Cairo pidiese en junio a Christie’s que anulase la subasta de esta pieza y otros objetos del antiguo Egipto.

La casa de subastas, por su parte, le dijo muy claro a Egipto que si realmente se hubieran preocupado por la pieza, no la habrían vendido. Además, la misma pertenecía a la colección Resandro, cuyas piezas -incluyendo el busto- se han exhibido antes.

Christie’s publicó una cronología de los propietarios del controversial busto de Tutankamón en los últimos 50 años. Se cree que fue adquirido por el aristócrata alemán Prinz Wilhelm von Thurn entre 1973 y 1974.

*Lee también: ¿Sabes por qué las mujeres ponen los ojos en blanco?

Esta polémica se enmarca en un debate de larga data sobre el retorno de las obras de arte a sus países de origen, como lo ilustra la cuestión de los frisos del Partenón conservados en el Museo Británico de Londres y reclamados por Atenas durante décadas.

Cuando se puso en boga la arqueología se llevaron un poco de obras de esas naciones, un Patrimonio de la Humanidad.

Chile, por su parte, negocia desde hace meses con ese museo londinense para recuperar, tal vez como préstamo a largo plazo, el moái Hoa Hakananai’a, el de mayor valor espiritual para la Isla de Pascua, situada en el Pacífico sur.

Un gran dilema para los que aman el arte. Ahora bien ¿El arte debe pertenecer a algunos pocos o a todo el mundo?

Si te gustó, compártela: